Aguas Del Altiplano / Comunidad y RSE / Noticias
Comunidad y RSE
Noticias

24 de marzo / 2017

Tarapacá cuenta con la mejor agua de su historia

El agua que sale por las llaves de los hogares en la región de Tarapacá ha alcanzado un nuevo estándar de calidad, así lo comprueban las constantes fiscalizaciones realizadas por la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS) y por el Servicio de Salud. Sin embargo, la comunidad todavía guarda dudas históricas sobre si es sana o no.

En este sentido cabe precisar que el agua potable de Tarapacá se puede beber con confianza y es importante recordar que Aguas del Altiplano inauguró en enero de este año las obras de ampliación de su planta de tratamiento de agua potable Santa Rosa en Alto Hospicio, iniciativa con la cual la compañía finaliza un plan de inversiones por más de $ 7.000 millones (unos US$ 11 millones), que inició en mayo de 2015. Este plan buscaba, entre otros objetivos, duplicar las capacidades de producción ¿hasta los 560 litros por segundo¿ e incorporar tecnología de filtración de punta para asegurar el cumplimiento de la nueva y exigente norma de calidad de agua para Tarapacá, que entró en vigor ese mismo mes.

A la nueva y última obra de este plan se suman las plantas de Huara, La Tirana y La Huayca, que se incorporaron en 2015, así como inversiones en la unidad El Carmelo (Iquique), todas con el propósito de asegurar la calidad y la disponibilidad del producto.

"Esta planta de abatimiento de arsénico es la más grande de Chile, y con su puesta en marcha, junto a otras que sumamos previamente, el agua potable de Tarapacá consigue un nuevo estándar de calidad", sostuvo el gerente regional de Aguas del Altiplano, Sergio Fuentes, quien encabezó la ceremonia de entrega del proyecto.

El ejecutivo recalcó: "Nos enorgullece poder comunicar hoy a las familias de Tarapacá la puesta en marcha de estas obras, que no solo vienen a reforzar la disponibilidad futura de agua potable de calidad para Tarapacá, sino que también dejan a esta región con la mejor agua potable de su historia".

Solo en inversiones de proyectos de infraestructura orientados a la calidad del agua potable, Aguas del Altiplano ha invertido más de US$ 25 millones entre 2006 y 2014, "lo que va en directo beneficio de la comunidad y posibilita que Tarapacá pueda seguir desarrollándose. Esto no ocurre de la noche a la mañana. Porque, así como vivir en medio del desierto no es fácil, producir agua potable sana y de calidad en esta región es un desafío complejo¿ Ha sido un trabajo constante y comprometido, de muchos años de esfuerzo de nuestro equipo para cumplir con lo que nos comprometimos. Y lo hemos conseguido".

 



Atrás